SAMUEL LÓPEZ CASTILLO

marzo 19, 2010

[Abogado y escritor de San Felipe, estado Yaracuy, en su blog http://cronicasyaracuyanas.blogspot.com, refiriéndose a los “potes” o alcancías que colocan en los comercios para las propinas]


“El pote, diría Niestzsche, o tiene historia o tiene definición. Por ser pertinente su historia, señalemos que este hábito se expresa así: a) En algunos casos el despachador le pide expresamente al comprador que colabore con el pote; b) En otros le preguntará que si no va a colaborar; c) El vendedor comienza a gritar la palabreja a fin de que el comprador no olvide que ahí, exactamente frente a sus ojos, espera paciente el pote; d) Hay dependientes que empiezan a golpear tan fuerte al pote ante la indiferencia del comprador, que éste termina compelido a “colaborar”, es decir a devolver su vuelto”.

Anuncios

2 comentarios to “SAMUEL LÓPEZ CASTILLO”


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: